Desgasificación térmica

Estándar: flujo de agua tratada desde 2 hasta 30 m3/h
Específica: a medida de las demandas del cliente

La desgasificación térmica es una tecnología de tratamiento de agua que se fundamenta en la ley de Henry, que enuncia que la cantidad de gas disuelto dentro de un líquido es proporcional a la presión parcial del gas en fase gaseosa. El oxígeno disuelto y otros gases disueltos pueden eliminarse del agua aumentando la temperatura y la presión de esta última, algo que consigue nuestro desgasificador térmico por inyección de vapor.

Babcock Wanson diseña y fabrica equipos de desgasificación térmica a medida capaces de complementar a la perfección cualquier instalación. Mediante la eliminación de todo tipo de gases disueltos del agua, la desgasificación térmica reduce la necesidad de aplicar tratamientos químicos y, por tanto, garantiza una prolongada vida útil de los equipos, mejora la calidad del vapor y reduce los costes operativos.

Desgasificador térmico presurizado

Un desgasificador térmico presurizado, con un funcionamiento aproximado a 0,3 barg, permite aumentar la temperatura del agua a unos 105 °C, lo que permite obtener agua de excelente calidad con un contenido muy bajo de oxígeno (por debajo de 0,01 mg/l) y apta para instalaciones que funcionan con potencias y presiones elevadas.

El diseño de Babcock Wanson optimiza la eliminación de gases disueltos. Una columna de desgasificación se instala sobre un recipiente de almacenamiento. Manteniendo la presión y la temperatura del agua, el vapor inyectado en el recipiente de almacenamiento asciende por la columna de desgasificación, donde la gran superficie disponible permite el contacto necesario entre el agua de entrada y el vapor para expulsar los gases disueltos del agua. Los gases resultantes, junto con una pequeña cantidad del vapor portador, se expulsan por la parte superior de la columna. El agua de alimentación obtenida es de muy alta calidad y apta para la mayoría de las aplicaciones.

Se trata de un producto fabricado por encargo de acuerdo con los requisitos del proceso de los clientes. Póngase en contacto con nosotros para obtener información adicional.

Desgasificador atmosférico

Este diseño alternativo ofrece un rendimiento similar al de un desgasificador térmico (0,05 mg/l), pero sin los requisitos técnicos del recipiente presurizado. Se trata de una opción idónea para calderas de potencias y presiones medias que representa una alternativa muy económica al empleo del tratamiento químico solamente para la eliminación de oxígeno.

Las condiciones operativas son similares a las del desgasificador térmico, si bien la torre de desgasificación y sus conexiones se sustituyen por una sencilla bóveda que se instala en la parte superior del tanque de agua de alimentación con un tubo de inmersión específicamente construido y sumergido dentro del tanque.

Aplicaciones de la desgasificación térmica en la industria

La calidad del agua es un factor importante para garantizar la durabilidad de los equipos del proceso, especialmente en el caso de las calderas de vapor. Si no se trata correctamente, el agua contendrá oxígeno disuelto y dióxido de carbono, dos agentes corrosivos activos que pueden dañar el acero al carbono. Por tanto, es fundamental limitar la cantidad de estos elementos para evitar la degradación.

Los equipos de desgasificación térmica de Babcock Wanson eliminan el oxígeno disuelto y otros gases del agua y, de este modo, ayudan a eliminar el riesgo de corrosión. La empresa Babcock Wanson es experta en tratamiento de agua para calderas y pone todos sus conocimientos a disposición de los clientes para el cálculo preciso del retorno de su inversión.

Instalación sencilla

La desgasificación térmica puede instalarse en el emplazamiento o suministrarse como un conjunto integrado montado sobre patines que permite una instalación rápida y sencilla.

Respetuosa con el medioambiente

La desgasificación térmica es una alternativa física al tratamiento químico simple para eliminar gases disueltos. Puede disminuir significativamente la demanda de productos químicos del proceso y ayudar a reducir los requisitos de manipulación de productos químicos del emplazamiento y sus necesidades de eliminación como residuos.

Fiabilidad y seguridad

  • La desgasificación térmica ayuda a disminuir los costes operativos globales y cualquier impacto ambiental derivado del tratamiento químico del agua de alimentación.
  • Contenido de oxígeno muy bajo, inferior a 0,05 ò 0,01 mg/l, dependiendo de la tecnología empleada.
  • La desgasificación térmica disminuye el riesgo de corrosión derivada del oxígeno y aumenta la longevidad de la caldera, asi como la instalacion.
  • El mantenimiento del suministro de agua de alimentación a la temperatura más elevada posible mejora el rendimiento de la instalación mediante la reducción de la demanda energética de la caldera.